Tàpies: esculturas en el Guggenheim

ANTONI TÀPIES Y LA ESCULTURA

Antoni Tàpies. Del objeto a la escultura (1964-2009). Museo Guggenheim de Bilbao

01

La exposición se puede visitar en el Guggenheim de Bilbao, del 4 de octubre de 2013 al 19 de enero de 2014.

Como podéis ver, este otoño es muy favorable para poder ver obras de Tàpies pues se solapan dos exposiciones muy interesantes, y queremos que conozcáis también algo de la exposición Del Objeto a la Escultura (1964–2009) que se expone en el Guggenheim de Bilbao.

Disponemos de un enlace con comentarios del hijo de Tàpies, así como con el comisario de la exposición, entre otros, mientras nos explican las diferentes etapas creativas y vemos las obras de la exposición; la duración aproximada del video es de 20 minutos y es el complemento perfecto al texto que hemos redactado para vosotros.

El enlace es el siguiente: http://vimeo.com/81991386

02

 La obra escultórica de Antoni Tàpies siempre se ha visto eclipsada por el éxito de sus pinturas. Las muestras de sus esculturas han sido fragmentarias y muy dispersas en el tiempo; además, tampoco ha ayudado que muchos de estos trabajos formasen parte de colecciones privadas.

El interés por reunir  casi un centenar de piezas de Tàpies ha llevado al comisario Álvaro Rodríguez Fominaya a dedicar dos años de trabajo, rastreando la ubicación y pertenencia de las obras, gestionando su cesión y supervisando el traslado y montaje de la exposición.

La muestra se reparte en ocho salas en la segunda planta del museo. Está organizada de manera cronológica  y siguiendo sus incursiones en los distintos tipos de técnicas y el empleo de los diferentes materiales: desde los primeros objetos y assemblages de mediados de los años sesenta y setenta hasta las tierras chamoteadas y bronces más recientes. Su producción  abarca  un total de cinco décadas de trabajo.

La década de los sesenta a los setenta.

A mediados de los años sesenta, un período de gran actividad política para el artista, Tàpies incorpora a su investigación objetos cotidianos que no solo remiten al Arte Informal, sino que están en sintonía con otras corrientes conceptuales que se desarrollan de forma paralela, como el Arte Povera, pero que también tienen su raíz en el Dadá y el Surrealismo.

Este aspecto se evidencia en piezas presentes en esta sección, como Cadira i roba (1970) y Pila de plats (1970). Estos objetos con los que arranca la exposición inauguran un lenguaje de “objetos tridimensionales”.

La diversidad de recursos simbólicos que caracteriza estos trabajos abre para el artista numerosas vías de investigación, como ejemplifican Farcell (1970) o Cartó corbat i corda (1970). 

Los muebles, el papel, la ropa, el serrín o la madera son la materia prima de estas obras.

Para Tàpies, el collage es el antecesor directo de sus esculturas. Merece especial atención su empleo de la malla metálica y el alambre, que continuará en décadas posteriores, y que aquí puede contemplarse en un conjunto de piezas creadas con ambos materiales.

Los metales maleables actúan como eje que define el espacio y se contraponen a elementos de naturaleza orgánica.

Los temas que el artista trata en este momento son cuestiones que retomará con posterioridad.

Algunas obras de esta década:

03Cadira i roba (1974)

 04

Pila de plats (1970). Objeto-assemblage. 40 x 23 x 23 cm

Tàpies  y las primeras tierras chamoteadas

A principios de los años ochenta se produce el encuentro de Antoni Tàpies con la cerámica. Eduardo Chillida desempeña, junto al marchante y galerista Aimé Maeght y el ceramista Joan Gardy Artigas, un papel fundamental en este descubrimiento.

Las primeras obras cerámicas fueron realizadas en el taller de Artigas en Gallifa (Catalunya); de ellas, podemos ver en esta muestra Cub (1983) o Díptic (1983).

Posteriormente, el artista trabajará en el taller de la galería Lelong en Grasse (Francia), con la colaboración del ceramista Hans Spinner.

De todas las posibilidades de la cerámica, Tàpies se centró en la tierra chamoteada, que es una combinación de arcilla con fragmentos de cerámica cocida y molida. Esta mezcla le permite realizar esculturas de gran tamaño resistentes a cambios climatológicos, que pueden ubicarse en el exterior.

El artista también experimentó con otros materiales y técnicas cerámicas, como el esmalte, el gres y la porcelana. En obras como Llit (1988) podemos observar la manera en que aplica el esmalte, una labor que realiza habitualmente con pinceles, escobas o esponjas. Para las incisiones de las esculturas, emplea esmeriladores angulares o los dientes de una llave, entre otros utensilios.

Es así como traslada a ellas parte de su inventario simbólico, como muestran las obras T tombada (1986) y Cub-creu (1988), por ejemplo, las cuales nos remiten al más puro imaginario del artista.

05

Llit (1988). Esmalte sobre tierra chamoteada. 27 x 175 x 86,5 cm

 

06

Cub (1983)

Tàpies de la tierra al bronce

En este apartado se recogen ejemplos de madurez de la obra de Tàpies que muestran su dominio de la tierra chamoteada, así como sus primeras incursiones en el bronce.

Se puede comparar la forma en que el artista trabaja con ambos materiales a través de un conjunto de obras sobre los mismos temas: libros y cráneos.

Para los bronces, Tàpies recurrió a dos fundiciones con amplia experiencia en la elaboración de esculturas: Foneria Vilà, en Valls, y Foneria Barberí, de Riudellots de la Selva, ambas en Catalunya.

Las piezas seleccionadas permiten comprender la profundidad con la que desarrollaba cada tema. Por ejemplo, el conjunto de sillas resume, de manera sucinta, su universo simbólico: una presenta la forma de una oreja y una “T”, otra incluye un elemento horizontal que transforma la silla en una “T” y la última presenta una cruz.

En todas ellas, la cerámica recrea la textura de una tela que recubre la silla, tal y como hizo en su Cadira coberta (1971), en aquella ocasión con una tela real.

La bañera, un objeto generalmente circunscrito al espacio privado e íntimo, cobra una nueva significación al trasladarse al espacio semipúblico del museo. 

07

Por su parte, el cesto, también representado en este apartado en cerámica, reaparecerá más tarde en diversos bronces de los años noventa.

08

La butaca (1987).  Pintura sobre bronce. 88 x 90 x 87 cm

Tàpies. Muros y puertas

En su artículo “Comunicación sobre el muro” (1969), Tàpies escribe sobre la ambivalencia y los múltiples significados de sus muros:

«¡Cuántas sugerencias pueden desprenderse de la imagen del muro y de todas sus posibles derivaciones! Separación, enclaustramiento, muro de lamentación, de cárcel, testimonio del paso del tiempo; superficies lisas, serenas, blancas; superficies torturadas, viejas, decrépitas; señales de huellas humanas, de objetos, de los elementos naturales; sensación de lucha, de esfuerzo; de destrucción, de cataclismo; o de construcción, de surgimiento, de equilibrio; restos de amor, de dolor, de asco, de desorden; prestigio romántico de las ruinas; aportación de elementos orgánicos (…)

(…) materia generalizada; afirmación y estimación de la cosa terrena

(…) sensación de caída, de hundimiento, de expansión, de concentración; rechazo del mundo, contemplación interior, aniquilación de las pasiones, silencio, muerte; desgarramientos y torturas

(…) equivalencias de sonidos, rasguños, raspaduras, explosiones, tiros, golpes, martilleos, gritos, resonancias, ecos en el espacio; meditación de un tema cósmico, reflexión por la contemplación de la tierra, del magma, de la lava, de la ceniza; campo de batalla; jardín; terreno de juego; destino de lo efímero

(…) ¡Y tantas y tantas cosas que parecían emparentarme con orgullo a filosofías y sabidurías tan apreciadas por mí!».

09

 Composició (1991). Pintura al óxido sobre hormigón refractario. 160 x 243 x 59 cm

Rinzen (1992-1993) Instalación

En 1993 Antoni Tàpies presenta la instalación Rinzen en el Pabellón de España de la XLV Bienal de Venecia, donde participa junto a la artista Cristina Iglesias.

Es significativo que en este momento culminante de su carrera elija una instalación de fuerte carácter escultórico.

Rinzen (en japonés, “despertar súbito”) es una reflexión sobre los efectos de la guerra de los Balcanes.

10

Panorámica exterior del museo MACBA diseñado por el arquitecto Richar Meier, proyectado en 1990

Primera versión: presentada en el Pabellón de España de la XLV Bienal de Venecia (galardonada con el León de Oro de este certamen).

Segunda versión: en 1998 la obra se instala definitivamente en el Museo de Arte Contemporáneo de Barcelona (MACBA). Véase el mapa (Google Maps)

Colección MACBA. Fundación Museo de Arte Contemporáneo, Barcelona. Donación REPSOL YPF.

Cama: 205 x 400 x 90 cm, somieres: 6 x 200 x 57 cm, sillas: 98 x 41 x 12 cm c/u, cuadro: 400 x 400 cm

Se trata de una instalación que combina objetos modestos y pobres con elementos pictóricos y escultóricos. En el vestíbulo del museo, y a la altura del primer piso, una enorme cama metálica blanca de hospital se sostiene fijada a la pared en posición vertical. Cinco somieres de madera recuperados, mantas de lana y almohadas cuelgan de la cama en frágil equilibrio. En la pared pueden verse los números 1, 2 y 3.

Y en el cristal de la fachada del edificio aparecen pintadas cruces junto al título de la obra en grandes caracteres…

Este conjunto de elementos formado por la cama, somieres, mantas, almohadas y números dialoga con la pintura que tiene justo delante: Dissabte,  un cuadríptico matérico casi monocromo (en tonos terrosos) con cruces en los extremos y las palabras «dissabte» y «sàbat» desdibujadas en la base.

El resto de la obra consiste en un grupo de diez sillas de hierro pintadas de blanco colocadas en fila en la terraza exterior del museo, situada en la primera planta. Estas se presentan enlazadas por una estructura metálica negra con diversas cruces, uno de los símbolos más utilizados por el artista. Completa la obra una silla solitaria situada frente a un dibujo que sugiere unas gafas, símbolo de la visión y la contemplación.

11

  

12

13

Tras concluir esta pieza, el artista afronta el verano de 1993 con energía renovada y, en su estudio del Montseny, crea las obras que pueden verse en esta sección.

Se trata de objetosassemblage cuya investigación primaria deriva del proceso desarrollado para la producción de Rinzen.

En cierto modo, estas piezas recogen todo su pasado, pero también proyectan hacia el futuro su praxis artística. 

Guardan relación con aquellos primeros objetos de los años setenta, pero también suponen la introducción de nuevas texturas y elementos en sus esculturas.

Este conjunto forma parte de una presentación más amplia que tuvo lugar en Londres a principios de 1994, titulada Antoni Tàpies: A Summer’s Work.

14

 L’hora del te (1993). Objeto-assemblage. 56 x 72,5 x 69 cm

Tàpies del año 1995 al 2009

En esta última sección se exhiben esculturas que van de 1995 a 2009, es decir, que recorren la producción final del artista hasta tres años antes de su fallecimiento.

Ahora, Tàpies despliega con contundencia una extrema variedad de recursos técnicos y de materiales que ha ido acumulando a lo largo de décadas.

En este período produce bronces, objetos-assemblage y cerámicas. Alterna materiales y procesos con gran rapidez, pero no se conforma con recrear técnicas experimentadas años atrás.

Cada una de estas esculturas contiene un proceso aditivo que agrega nuevos elementos a su lenguaje.

En el bronce, trabaja con pátinas y formatos nuevos; en la cerámica, contrapone lo mineral y lo orgánico, el gres frente a la tierra; en los objetos, genera nuevas perspectivas y volúmenes.

En cambio, permanecen fijas las constantes que dibujan su imaginario: los signos, las grafías, las cruces, las matemáticas, lo rural, lo cotidiano y lo familiar.

En uno de sus últimos textos, Tàpies nos transmite esta cita de Shi Tao: “Yo hablo con mi mano, tú escuchas con tus ojos”.

15Trill (2009). Pintura y collage sobre objeto. 111 x 41 cm

Si queréis ver un corto de la exposición Tàpies del objeto a la escultura (1964–2009),donde el comisario Álvaro Rodríguez Fominaya nos hace una pequeña introducción, que dura 2,34 minutos, podéis utilizar el enlace que os ofrecemos:http://www.youtube.com/watch?v=uXYeYfINayc

Espero que os haya resultado interesante la información que os hemos ofrecido. Recibid un saludo cordial de vuestro compañero y amigo, Raúl.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *